lunes, 9 de julio de 2012

Finalmente SEA Rechazó Proyecto Central Hidroeléctrica Butamalal

La Declaración de Impacto Ambiental (DIA) de la mini central, tramitada desde 2008, fue finalmente rechazada por el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), tras revisar los antecedentes presentados en la DIA, proceso al que la iniciativa se encontraba sometida desde el 30 de junio de 2011, como “Proyecto Modificación Central Hidroeléctrica Butamalal”.

Según consigna la recomendación de calificación ambiental:

“El proyecto genera o presenta algunos efectos, características o circunstancias señaladas en el articulo 11, letra b), de la Ley 19.300; y modificada por la Ley 20.417; por cuanto en el área de influencia directa del proyecto se identifica la presencia de las especies: Eupsophus Nahuelbutensis (Sapo de Nahuelbuta), especie catalogada en peligro o rara; y Telmetobufo Bullocki (Sapo de Bullock), especie catalogada vulnerable o rara; razón por la cual conforme se señala en el articulo antes mencionado el proyecto en evaluación debe ingresar al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental, mediante un Estudio de Impacto Ambiental, de forma tal que el titular se haga cargo de los efectos adversos significativos que el proyecto genera o presenta sobre las especies antes mencionadas.”

El problema fundamental que había tenido el último tiempo la filial chilena de RP Global era la férrea oposición por parte de grupos ecologistas y algunas organizaciones gubernamentales a la intervención del río Butamalal, puesto que en el sector afectado del proyecto habitan una serie de especies de flora y fauna vitales para el ecosistema de la Cordillera de Nahuelbuta.

Ante la negativa del SEA de calificar una Declaración de Impacto Ambiental, que es la esfera mas baja de calificación de un proyecto, éste decidió recomendar un Estudio de Impacto Ambiental (EIA), similar al que se aplica a grandes proyectos de generación de energía como HidroAysén.

Posterior a esta entrega RP Hidroeléctrica Butamalal S.A., encargada del proyecto, decidió desistir de la presentación del proyecto, evitando continuar con el proceso, tal como lo había hecho en oportunidades anteriores.

Miembros de la empresa habían asegurado que de haber un Estudio de Impacto Ambiental (EIA), el proyecto sería definitivamente cancelado, por tener que realizar un gasto económico elevado en las diferentes áreas de estudio que solicita esta nueva etapa consignada en el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental.

Entre los organismos que presentaron observaciones estuvieron el direcciones regionales del SAG, Pesca, Conaf, Aguas; Subsecretaría de Pesca; SEREMI de Medio Ambiente (quien se pronuncio inconforme).

La Ilustre Municipalidad de Cañete, esta vez sí presento un escrito en el que pedía igualmente la aplicación de un Estudio de Impacto Ambiental.

2 comentarios:

German Riquelme dijo...

http://seia.sea.gob.cl/expediente/ficha/fichaPrincipal.php?modo=ficha&id_expediente=3292333
y aquí sale que esta aprobado?

Fabián Valenzuela Gallardo dijo...

Estimado German, el proyecto fue aprobado y luego desistido. Existen dos presentacion mas que son posteriores.